Hacia un nuevo modelo de Seguridad Ciudadana

Una de las principales metas del ILSED es fortalecer las capacidades de las áreas de gobierno de la seguridad en la tarea de conducir, coordinar y dirigir el sistema de seguridad pública. Para ello, el ILSED trabaja en la investigación y el diseño de nuevas  herramientas y recursos para mejorar la gestión gubernamental. Algunos de los principales ejes de trabajo en esté área son:

 

•La reforma organizacional del área de gobierno.

•El desarrollo de capacidades gubernamentales para el diagnóstico, la formulación, implementación y evaluación de políticas de seguridad pública.

•La dirección, coordinación y conducción de las distintas áreas y agencias comprendidas por el sistema de seguridad pública (subsistema policial, subsistema de prevención social y subsistema de participación comunitaria)

•La conformación y capacitación de un funcionariado civil del sistema de seguridad pública.

 

La planificación de las políticas públicas de seguridad ciudadana requiere de un proceso de acumulación técnica y política sostenido, que permita definir objetivos y prioridades de gestión para la progresiva incorporación de una respuesta institucional diversificada, eficiente y acorde a los principios democráticos de actuación en la materia.  

 

El escenario regional y nacional en la materia, advierte también la importancia del sentido estratégico de los gobiernos locales para aterrizar las políticas de seguridad ciudadana según los problemas de violencias y criminalidad de importancia en cada jurisdicción. Las viejas concepciones “policialistas” para la definición  de los criterios de actuación e intervención para el control del delito, no solo han demostrado ser ineficientes, sino que también han incrementado gravemente los niveles de violencia institucional a partir de la vulneración derechos fundamentales y el favorecimiento de estructuras estatales altamente comprometidas con las economías ilegales. 

 

Por ello, y en el marco de una agenda de seguridad democrática, toca a los Gobiernos Municipales el rol fundamental de sopesar esta tendencia y ocupar un papel fuerte en el control político de las fuerzas de seguridad y policiales, y en la construcción de un modelo local de seguridad capaz de diseñar un sistema de gestión de la conflictividad que busca darle cauce y contenido a la resolución no violenta de los conflictos y a la atención temprana y preventiva de potenciales eventos delictivos.